Buscar este blog

domingo, 12 de abril de 2015

¿Harry Potter y la Escuela de Magia?

Los datos curiosos de Harry Potter son infinitos


9 Datos Curiosos de Harry Potter
9 Datos Curiosos de Harry Potter

Este vídeo me dio muchos problemas.

Primero, me salté un número a la hora de escribir el guión, así que pensé que tenía diez datos curiosos en lugar de nueve. Me gustan más los números redondos, por lo que mi obsesivo compulsivo interior no quedó satisfecho.

Segundo, Sony Vegas me dio muchos problemas a la hora de renderizar. En la burla a Nick Casi Decapitado y la canción de los Cazafantasmas quería hacer un acercamiento a la cara del actor John Cleese, pero por alguna razón eso generaba un conflicto con Sony Vegas. Me dio mucho dolor de cabeza encontrar ese error en particular.

Tercero, a lo anterior se sumó que hubo muchas lluvias en mi casa y apagones de energía, lo que estropeaba mi hermosa renderización.

Cuarto, mejor no me sigo quejando. Lo importante es que el vídeo final quedó muy bien :)

Por cierto, el guión lo saqué del siguiente artículo que traduje del inglés: 12 things you never knew about the Harry Potter series

GUIÓN PARA LOS INTERESADOS




9 DATOS CURIOSOS DE HARRY POTTER

NÚMERO 1.
Nigel Newton,
fundador y jefe ejecutivo de Bloomsbury Publishing,
dijo que apoyó la publicación de Harry Potter porque su hija Alice,
de ocho años,
lo leyó y quedó fascinada.
Y luego dicen que los niños son estúpidos.
Los adultos son los estúpidos.
Un momento,
¡yo soy un adulto!

NÚMERO 2.
Arthur Levine,
editor de Harry Potter para norteamerica,
propuso que cambiaran el título del primer libro a algo más mágico,
Harry Potter y la Escuela de Magia,
a lo que J. K. Rowling respondió,
"Eso no se siente correcto para mí."
¿Pueden imaginarse a Arthur Levine adaptando otros libros?
"Frodo y el anillo que te volvía malo"
"Los hermanos Pevensie y el mundo que era una metafora para el cristianismo"
"Bella Swan y los vampiros que en realidad eran ángeles mormones"
Sí,
el chiste dejó de ser gracioso con Frodo.

NÚMERO 3.
En agosto de 1997,
Emma Matthewson,
la editora de Rowling para La camara de los secretos,
le pidió a la escritora que eliminara una canción,
cantada poe Nick Casi Decapitado.
Rowling aceptó,
reconociendo que,
sí bien la canción era tierna,
era una tonada superflua para el resto de la obra.
De seguro John Cleese lamenta haber perdido su oportunidad para convertirse en la nueva Shakira.
¿A quién vas a llamar?
¡Nick Casi Decapitado!

NÚMERO 4.
Entre los errores más graciosos que cometieron los norteamericanos con Harry Potter,
está la falsa noticia,
al final de La Camara de los Secretos,
de que sería la tía Petunia quien sería inflada en El Prisionero de Azkaban,
cuando en realidad iba a ser la tía Marge.
Incluso The New York Times hizo una descripción incorrecta,
al afirmar que Harry Potter era un chico Escoces.
Para los hispanohablantes,
los ingleses,
escoseces,
irlandeses,
y gringos son lo mismo,
pero para ellos es un asunto serio.

NÚMERO 5.
Cuando los libros de Harry Potter se empezaron a vender como pan caliente,
la editorial Bloomsbury tuvo que darle a Emma Matthewson,
la que mencioné hace rato,
una computadora sin acceso a Internet.
Lo que de hecho fue una medida muy inteligente.
¿Qué tal que los hackers hubieran dado a conocer la canción de Nick Casi Decapitado?
¿A quién vas a llamar?
¡Nick Casi Decapitado!

NÚMERO 6.
Antes de ser Harry Potter y el Caliz de Fuego,
se manejaron otros títulos alternativos,
Harry Potter y los Mortífagos,
Harry Potter y el Fuego Caliz,
y Harry Potter y los Tres Campeones.
Arthur Levine,
aquí también deberías aceptar tu responsabilidad.

NÚMERO 7.
Para cuando salió Harry Potter y la Orden del Fénix,
Bloomsbury tenía que recurrir a tacticas de espías para mantener la historia en secreto,
Nigel Newton y el agente literario de Rowling en esa epoca,
Christopher Little,
quedaban en beber algo en un bar llamado el Pelicano a las seis de la noche.
Esa era la clave para tomar un par de cervezas,
sin cruzar más palabras,
y hacer entrega de una bolsa de plastico que contenía el manuscrito.
Además,
Newton tenía que ocultar el manuscrito de su esposa y tres hijos,
grandes fanaticos de Harry potter,
escondiendo el manuscrito debajo de su cama,
y para leerlo tenía que ponerlo dentro de otro libro.
Probablemente la biblia,
¡los últimos tres libros son enormes!

NÚMERO 8.
Hablando de la biblia,
Bloomsbury tuvo que crear un archivo privado,
para mantener consistencia en los libros,
y no perder el rastro de todos los personajes y hechizos.
Por el tamaño del archivo,
lo llamaban de cariño la Biblia HP.
¿Se imaginan?
¡Hijue puta libro tan grande!
!Biblia HP!

NÚMERO 9
Para aumentar la seguridad del último libro de la saga,
Harry Potter y las Reliquias de la Muerte,
contra posibles fugas de información internas,
el libro recibió una serie de nombres claves,
como Fabricantes de Ollas en Edimburgo,
y más tarde,
La vida y Obra de Clara Rose Lovett,
con el subtitulo,
"Una epica novela cubriendo muchas generaciones."
Bloomsbury,
tus medidas de protección son efectivas,
y graciosamente irónicas.

Publicar un comentario